martes, 21 de junio de 2016

INCENDIO Y DECLIVE DE LA FABRICA DE CALZADOS ARMAS, AGAETE 10 DE MARZO DE 1966.

A la una de la madrugada del jueves día 10 de marzo de 1966, el barrio agaetense de San Sebastián se despertó sobresaltado por los gritos de auxilio de Tomás  Armas Bermúdez, vecino de la fábrica de "Calzados Armas", ante el incendio que observaba en el interior de la industria zapatera  sita frente a su domicilio.

Agaete años treinta, barrio de San Sebastián (fedac)

Uno de los primeros en llegar fue el alcalde de la localidad, D. Andrés Rodríguez Martín, cuya vivienda apenas dista poco más de cincuenta metros del lugar. D. Andrés  rápidamente ordena al Cabo de la Guardia Municipal, "Manolito Reyes", la movilización de todo el personal del ayuntamiento para que se dirija al lugar del fuego con los útiles disponibles. 
Mientras, el cura párroco D. Teodoro Rodríguez, tocaba a arrebato las campanas de la iglesia, avisando al pueblo de que algo grave sucedía.
           
           

Medio pueblo subió la cuesta de San Sebastián  a echar una mano, entre ellos los 46 empleados de la principal industria de la localidad que veían peligrar, como así sucedió, sus puestos de trabajo.
El incendio quedó extinguido  al amanecer. Las pérdidas fueron cuantiosas, valorándose los daños en unas 500.000 pesetas de la época, "la fábrica" estaba asegurada según la prensa. Como en cualquier incendio de este tipo siempre planeó la sospecha  de que fue provocado, si bien nunca se acusó a nadie de este hecho.

La fábrica en los años setenta del pasado siglo, ya cerrada (https://www.facebook.com/ChelmoGil?ref=ts&fref=ts)

La fábrica tenía sus orígenes en la antigua zapatería artesanal que desde el siglo XIX venían manteniendo la familia Armas.


      Boletín Oficial de la Provincia de Canarias de 1903, en que viene reflejada la contribución industrial que le toca pagar al propietario, D. Valentín Armas Álamo, por un total de 18,00 pesetas.


    Vivienda donde se encontraba el antiguo taller de zapatería antes de la construcción de la fábrica anexa, en la actualidad despacho y tienda veterinaria, vista posterior. (https://www.facebook.com/museocalzado/posts/1187154214628337)

D. Valentín Armas Álamo, fallece a los 57 años en 1909, haciéndose cargo del negocio familiar de fabricación de zapatos y otros aperos, su hijo Valentín Armas Nuez, con solo catorce años. El joven Valentín y su hermano Pedro, no solo consiguen mantener el taller y la familia sino que van ampliando el negocio hasta  la llegada de la Guerra Civil.

D. Valentín ocupa diferentes cargos como concejal del ayuntamiento de Agaete desde 1931, primero por el partido monárquico y después por el partido radical. Tras el golpe de estado del 18 de julio de 1936, y la marcha al frente del primer alcalde franquista Pedro Esparza, es nombrado alcalde hasta octubre de 1937, que es cesado


Aunque parezca paradójico, la guerra civil le viene bien al negocio zapatero, la interrupción de la actividad económica en la mayor parte de la península y el quedar las grandes zonas productoras de calzado del Levante y Cataluña, en el bando republicano, hizo crecer las ventas procedentes del taller de los Armas Nuez. 

La fabrica años cuarenta, (https://www.facebook.com/museocalzado/posts/1187154214628337)

Iba tan bien el negocio que deciden ampliar el taller, construyendo a partir de 1938, una nave en el huerto colindante con la antigua zapatería, compran maquinaria industrial y deja de ser un taller artesanal para empezar a producir en serie otro tipo de calzados, a su vez comienzan a ampliar la plantilla, convirtiéndose en poco tiempo en la principal industria de la localidad con 46 empleados.

La fabrica, años cuarenta (https://www.facebook.com/museocalzado/posts/1187154214628337)

En 1948, D. Pedro Armas Nuez, decide independizarse de su hermano Valentín y monta su propio taller en la calle León y Castillo, bajo la marca "calzados de Agaete".
           
"Calzados fuertes de Agaete", spot publicitario 1945



Zapatería y local  donde monta la fábrica D. Pedro Armas, una vez que se independiza de su hermano Valentín en 1948.

La marca de calzados Armas y de Agaete se hace muy célebres por las islas y por las posesiones africanas de España, suministrando calzado a diversas instituciones folklóricas, policías locales, Policía Territorial y Tropas Nómadas del Sahara, Ifni y Guinea. Haciéndose muy popular entre los saharauis unas sandalias con el "Made in Agaete" y que en mis diez años de estancia en aquel territorio pude ver.

    Zapatillas muy usadas en el antiguo Sahara Español, en los años sesenta y principios de los setenta, muchas procedente de las fábricas de Agaete.(http://www.lamilienelsahara.net/)

En las fábricas de la villa se confeccionaban desde botas de montar, zapatos ortopédicos, aperos de cuero, cintos o cualquier otro encargo, además de calzado tradicional. En 1954, se llegaron hacer cerca de mil sandalias y otros calzados para el rodaje de la película "Tirma".

La fábrica en su época dorada.
            
Una de las curiosidades encontrada en el archivo municipal es el escrito de 1943, en el que el Gobernador Civil de la provincia le pide  al alcalde,  que; "teniendo conocimiento de la existencia en este pueblo de una importante fábrica de zapatos", solicita presupuesto  para dotar de calzado al grupo folclórico, "Rondalla cuadro típico de Guanarteme", dándole D. Valentín los precios de 25  pesetas para los de mujer y 33 para los de hombre, incluido impuestos. En  la contestación hace una  amplia descripción de los tipos de calzados que son capaces de fabricar; Mercedes, ingles, angelito, copete,........


Escritos de 1943 solicitando presupuesto de calzado para grupo folklorico. (archivo municipal).

Los zapatos de la Villa de Agaete adquieren tanta fama que ya en el año 1941, participan en exposiciones y ferias nacionales:

                                     

A raíz  del incendio de 1966, y la introducción en el mercado canario aprovechando los puertos francos  de calzado peninsular y extranjero de baja calidad, con nuevos materiales plásticos, lo que abarata enormemente el coste y el precio, el abandono paulatino de las posesiones españolas en África, la industria zapatera de Agaete entra en declive. Las bajas no se cubren y se despide personal, quedando en los últimos años apenas diez empleados, la industria echa el cierre definitivo a principios de los setenta del pasado siglo.
Con el cierre de las fábricas de zapatos se muere una parte de la historia de Agaete y una de sus principales señas de identidad durante muchos años.....


Zapatos de la fabrica Calzados Armas, conservado en el domicilio de mis padres.


    Tráiler de la película Tirma, rodada en Gran Canaria. El calzado, algunas de las piezas del vestuario  de los actores y extras se realizó en la Fabrica  de Calzados Armas en 1954.

No hay comentarios:

Publicar un comentario